Ecología · 22 de Ene 2020

¡No te metas con las tortugas!

¿Sabías que en el Perú hay lugares donde puedes nadar con tortugas? Aquí te contamos lo bueno, lo malo y lo feo de hacer esta actividad.

Tortugas Verdes

Canal IPe/Giuliana Díaz

Entre enero y marzo de todos los años muchas personas aprovechan las vacaciones para viajar y tener un poco de relajo. Algunas optan por visitar lugares en los que gocen de paz y tranquilidad, como echarse en la arena escuchando una buena playlist. Las más arriesgadas y aventureras, prefieren realizar actividades cargadas de altas dosis de adrenalina. Y otras, prefieren realizar actividades que impliquen interactuar con la naturaleza, entre ellas por ejemplo, nadar con tortugas.

¿Tortugas en Perú?... Sí

En Perú existen dos hermosos lugares en los que puedes realizar esta actividad: la playa El Ñuro y la playa Órganos. Éstos se encuentran en el distrito de Los Órganos, en Piura.  

 

Alrededor de los muelles de esas playas se concentran tortugas verdes. Es impresionante verlas de cerca, rondando sin miedo a estar a poca distancia de los visitantes. ¿Suena una experiencia muy bonita verdad? Lamentablemente, no todo es tan bonito como parece para esta especie en peligro de extinción.

Las tortugas y los visitantes

A pesar que en la mayoría de casos se le informa a los visitantes que está prohibido tocar a las tortugas, no todos hacen caso. Muchos agarran sus aletas o patas, tocan su caparazón y en algunos casos las mueven de manera brusca. Si bien estas acciones pueden causar que ellas reaccionen mordiendo, la peor parte se la llevan ellas.

 

Las tortugas poseen una mucosa en su caparazón cuyo propósito es protegerlas de enfermedades. Sin embargo, al tener tanto contacto con las personas, la protección va desapareciendo. Así mismo, su alimentación se ve afectada debido a que pasan de tener una dieta basada en vegetación y algas marinas, a comer lo que reciben del muelle. Y así se genera una dependencia por acercarse y mantenerse en ese lugar. 

 

Tortugas Verdes

Mi recuerdo de las tortugas

Recuerdo con mucha pena que en una visita a Los Órganos el 2019 vi cómo una tortuga fue jalada de una de sus aletas. Uno de los guías la sacó del agua para que me tome fotos con ella.

 

En ese momento me di cuenta que, aunque yo no estaba tocándolas, ni quería sacarme fotos, las tortugas son maltratadas. En este caso, por parte de los encargados de las actividades turísticas del lugar. 

 

Velar por el cuidado de las especies de nuestro país, sobre todo las vulnerables, es un trabajo de todos. Tanto visitantes, como quienes tienen a cargo las actividades turísticas. ¡Todos podemos y debemos hacer turismo responsable!

Imagen de jperez

Aprender algo nuevo cada día es hermoso y más cuando es divertido

Compartir en: